Followers♥

viernes, 23 de septiembre de 2011

33 Cap. Rehab

***


P.O.V Jason


Melanie comenzó a estar conciente de la situación, y me sorprendió la frialdad con la cual llevaba el asunto. Prefería no saber nada de su estado de salud, después del primer día en que pudieron explicarle lo que sucedía, no quiso escuchar mas nada, y yo preferí que fuera de esa forma.
-Buenos días preciosa.-Dije cuando abrió los ojos perezosamente. 
-Buenos días Jay.-Dijo dulcemente. 
-No tienes que quedarte ¿Sabes? Me siento culpable.-Dijo mordiéndose el labio.
-Y tu no tienes que preocuparte, sabes que quiero estar aquí.-Susurré.
-Gracias Jay, no sabes cuanto te necesito.-Dijo bajando los ojos.
Sabía que estaba a pocos minutos de llorar. Últimamente lloraba mucho, las enfermeras decían que probablemente era por los cambios hormonales que podrían causarle la constante medicación. 
-Mel, pase lo que pase, siempre estaré aquí ¿Si? Te amo.-Dije. También intentaba recordarle todo lo que pudiese cuando la quería, necesitaba que se mantuviera fuerte, y en vista de que no tenía precisamente cientos  de cosas a las que aferrarse, necesitaba que al menos yo fuera lo suficiente.
-Yo a ti Jason, sé que nunca lo digo tanto como tú a mi, pero es cierto.-Dijo tomando mi mano. Su contacto gélido había dejado de impresionarme, así como la palidez de su tez, que ya se había hecho usuales para mí.
Me había acostumbrado a un montón de cosas de un tiempo para acá, Melanie había cambiado considerablemente en ciertos rasgos de su imponente personalidad y su carácter arisco se había visto suavizado por una melancolía que se semejaba al sopor en el que se sumía cada tarde.
Todas las tardes era lo mismo: Reclinaba la incómoda cama de hospital, apretando los botones con sus delgados dedos y leía un libro, mientras sus respiraciones trabajosas inundaban la habitación.
Parecía alguien que está genuinamente cansado de la vida, y su aspecto lo reflejaba día a día.
Melanie no solo había perdido el color en sus mejillas y el calor en su cuerpo, había también un significativo cambio en su peso y su cabello dejo de lucir su bonito y radiante color canela.
Sus ojos, sin embargo, nunca dejaron de ser de ese azul verdoso tan profundo  y agradable, y eso era lo único que quedaba de mi vieja Melanie.
Toda ella era la viva imagen de alguien que sabe que está muriendo, y a pesar de que a duros esfuerzos cada día mejoraba, estaba agotada y vacía de esperanzas.
Ella había construido un carácter rudo y fuerte que la hacía batallar después de las lágrimas, pero de éste no quedaba ni el más ínfimo rastro.
Constantemente me recordaba cuanto me quería, así como yo a ella, y se lamentaba de que nunca antes lo hubiese hecho, porque de verdad lo sentía.


Pero yo no podía darme el lujo de perderla, simplemente no. Llevaba varios días pensando en lo único que podría hacer que ella le tuviera esperanzas a su vida, y que nos haría felices a los dos.
-Mel.- Dije en un susurro.
-Dime.-Contestó sonriendo débilmente.
-He estado pensando algo durante mucho tiempo.-Musité.- Sé que crees que nada vale la pena, pero yo necesito de ti, necesito que siempre estés aquí para mí, porque sin ti Mel...Sabes que nunca intento ser cursi, pues sé que lo odias, pero sin ti sería completamente infeliz. Por eso quisiera que cuando salgamos de aquí, podamos ser felices los dos Mel ¿Quisieras casarte conmigo? No tengo anillo, ya lo conseguiré, tampoco tenemos que casarnos ya mismo, es solo que tendrá un significado especial, que algún día podremos estar juntos para siempre.
 Melanie me observó, posando sus grandes ojos en mi, analizando cada palabra de mi empalagoso discurso.
-Jason...¿Lo dices en serio?.-Dijo dejando que las lágrimas cayeran por sus mejillas, que por vez primera en muchos días tomaban un leve tono rosáceo.
-Por supuesto que lo digo en serio Melanie.-Repliqué tomando su mano.
-¡Oh Jason! Suena tan cursi, es cierto, pero claro que me casaría contigo. Es decir, no ahora pero...-Una risita brotó de sus labios y la besé cuidadosamente.
-Tienes que ponerte bien Melanie, debemos salir de esta ¿Me lo prometes?.-Pregunté. Melanie asintió enérgicamente.-Bien.




|Dos meses después|


Hacía mucho tiempo que Melanie había salido del hospital, había ido a rehabilitación y parecía estar mucho mejor.
Estaba mucho mas feliz y saludable. Sin embargo, su medicación hacía que tuviera ligeros cambios de humor y a veces podía ser difícil de llevar.
Le había comprado un precioso anillo en Tiffany & Co. el cual llevaba orgullosamente en su delicada mano.
Teníamos solo 17 años, a pesar de que yo fuera a cumplir 18 dentro de poco, obviamente no nos casaríamos hasta dentro de mucho tiempo.
Los padres de Melanie estaban al tanto de todo, y preferían no interponerse a ello ya que empeoraría las cosas. Y por fin, me atrevía a pensar que todo estaba mejorando.


***
Cortísimo y horrible, pero necesitaba escribir :)
Gracias a todas! Lo sientoa las que me han dado premio, pero no he tenido tiempo de ponerlos, cuando pueda lo hare! Les doy las gracias a todas las que comentan y me hacen llegar sus opiniones no saben cuanto lo agradezco son lo maximo :') las quiero xx
btw, estoy en suiza :DD
Pd. SI les gusta One Direction lean mi fanfic de Liam en http://twitpic.com/photos/VenezuelaLovs1D :D LO AMO Y ME CASARE CON EL JIJI besitos

4 comentarios:

NONI TRU dijo...

holaa! en suiza? traeme quesoo! ta bie nop :P

no esta horrendo esta precioso el capitulooo! que preciosidaad! se casaraaan! :P vas a pasar la boda? dimeee! sabes que? mejor nooo! seria feo saberlo :P

como siempre tu novela es de lo mejor :D siguelaaaa

micaela dijo...

que lindo y tierno capitulo ana..fue un amor toodo pero cuando le dijo eso wow me quede en un WTF haha me encanto seguila! si? subi pronto besos bye!

Luz.. dijo...

que suerte que tienes!!!!! en suiza??? disfrutalo!!!!!!
me gusto el capitulo....
que no le pase nada a mel... y que se case con jason que es un divino total.. si ella no se casa con el, lo hare yo!!! jeje =)
espero tu proximo capitulo,,,
besoss

yous ortiz dijo...

uuuuiiiiiiiiiii que bonito me gusto mucho enserio :)